¿Desaparecerán algún día las tiendas físicas?

5 Comments

Seguramente lo primero que habrás pensado al leer la pregunta planteada en el título es que no, que las tiendas físicas no van a desaparecer. Yo tampoco me lo planteo realmente, pero cada vez surgen más indicios que nos hacen considerar que muy posiblemente sufrirán cambios importantes que las llevarán a convertirse en algo diferente.

Esto parece desprenderse del último estudio realizado por Capgemini sobre 16.000 compradores online en 16 países todo el mundo (“Digital Shopper Relevancy”), donde el 51% mostraba expectativas de que en 2020 muchas tiendas físicas lleguen a existir únicamente como “salas de muestras” (showrooms), es decir, como un sitio donde se expondrán productos disponibles para la venta online. Eso sí, parece existir una fuerte diferencia entre los consumidores de mercados maduros, donde el porcentaje de consumidores que mostraban esta predisposición no superaba el 33%, y los mercados emergentes, donde este porcentaje se situaba alrededor del 70% en países como India o China.

Resulta también interesante destacar que el 56% de los compradores declaraba que realizarían más compras en el comercio tradicional si pudieran realizar una labor previa de investigación a través de la web, porque se trata justo del planteamiento contrario: en lugar de mirar en la tienda y comprar online, busco online y compro en la tienda.

Esta discusión de las tiendas como futuras showrooms no es algo nuevo, pero frente a las reticencias que me he encontrado en muchas conversaciones, parece que la demanda y la necesidad pueden crecer hasta convertirlo en una relativa realidad. Personalmente, no creo que llegue a ser la norma, pero sí estoy convencido de que los distintos canales de venta de una tienda deberán terminar convergiendo, y que resultará natural e indistinto realizar una compra en una misma tienda a través de cualquiera de ellos.

Por otro lado, debemos tener en cuenta que los encuestados son ya compradores online, pero aún existe un gran porcentaje de la población mundial que prefiere la compra tradicional. Lo esperable, en cualquier caso, es que el tiempo y las nuevas generaciones nos llevarán hacia un escenario en el que la práctica totalidad de los consumidores realicen compras online.

En el informe podemos encontrar otras curiosidades como que el 73% de los encuestados espera encontrar precios más baratos en las tiendas online, y es que cada vez se considera más que ir de tiendas está más relacionado con tener una mejor información (que viene del contacto directo con el producto) que con encontrar un mejor precio.  También se resalta que el 61% de los consumidores a través de la web quiere que las tiendas online personalicen su experiencia de compra a través de su historial de navegación y compras, algo que como bien sabes, sabemos hacer muy bien en BrainSINS ;).

Suscríbete a nuestra newsletter

5 Comments
  1. Pingback: ¿Desaparecerán algún d&iac...

  2. Pingback: Utiliza el geomarketing en tu estrategia multicanal « Microgramas Marketing Blog

    • Antoleon
    • 19/07/2012
    Responder

    A lo mejor estamos tan cerca en términos temporales, que aún vemos diferencias donde no las hay. En realidad no desaparecerá la tienda física como tampoco desapareció cuando las ventas por catálogo se dispararon o proliferaron las ventas por sistemas de venta directa “sin tienda” como Avon, Tupperware o Amway. La tienda será un todo con distintas puertas y estancias. Utilizaremos todas ellas en función de la necesidad de información, importe de compra, o tiempo personal. Lógicamente el que sea capaz de atraer más personas a que pasen por esas puertas, más probabilidad de vender más tendrá, a poco que haga las cosas bien.
    Un saludo,

  3. Pingback: Compra online vs offline

  4. Pingback: El Emprendedor @utodidacta

  5. Con al última liberalización de horarios comerciales en la Comunidad de Madrid, se abre la posibilidad de que las tiendas físicas puedan competir “directamente” con las tiendas online al menos en lo que a horario 24/7 se refiere. Yo no creo en la desaparición de las tiendas físicas, pero sí en la readaptación de estas últimas de cara a ofrecer algo más de lo que ofrecen actualmente.

 

Deja tu comentario