Técnicas agresivas: Marketing de presión

1 Comment

«Si te lo llevas ahora te lo dejo en 1,000€ en vez de 1,200€, si no tendrás que esperarte a la próxima oferta, si es que la hay.»

Esta frase, con diferentes cantidades y palabras, se está repitiendo mucho en el comercio electrónico, agencias de viajes online, y otros similares. No sé si el término correcto es «Marketing de Presión» pero yo me siento realmente presionado con estás técnicas tan agresivas.Os voy a contar una experiencia reciente.

Un familiar necesitaba instalar un aparato de aire acondicionado en casa y le acompañé para pedir presupuesto en diferentes tiendas. En una de ellas tuvimos la siguiente conversación (la cual incluye la primera frase del post):

Vendedor- «Si te lo llevas ahora te lo dejo en 950€ en vez de 1020€»

Yo- «que presión ¿no?»

Vendedor- «es que tengo que vender»

Yo- «No, vende lo que quieras, otra cosa es que te lo compremos 🙂 «

Vendedor- «jejeje»

Yo- «Si me lo bajas 50€ nos lo llevamos ahora» (si tú metes presión, yo también)

Vendedor- «Es que no puedo bajarte más» (mmm pues bien que has bajado antes)

….

Nos despedimos y le decimos que vamos a pensarlo.

Dos días más tarde, mi acompañante encontró en otra tienda el mismo modelo con la misma instalación por 130€ menos….

ProtégeteNo debemos sucumbir a este tipo de técnicas, ¿tienes prisa por gastarte 1,000€? Yo no.

En el online lo tenemos funcionando en e-commerce y sobre todo en portales de viajes. A la hora de comprar billetes de avión, tren, etc, debemos tener cuidado con estos sitios donde nos cambian el precio (siempre al alza) cada vez que recargamos la página, o realizamos otra operación, con la excusa de «Quedan X asientos, el precio actual puede mantenerse sólo por X minutos, si no lo compra ahora no le garantizamos una variación en el precio». Como dirían los compadres «¡Un mojón pá ellos!»

-Llamad a un familiar para que acceda desde su casa a la misma página y os diga el precio que observa en ese momento.

-Reiniciad el router y volved a entrar.

-Utilizad herramientas como TOR, para una navegación anónima (y cambiar de IP con un sólo click cada vez que queramos).

¿Después de esto vemos el mismo precio? Yo no. Resulta que estaban utilizando mi dirección IP para hacerme presión, si cambiamos de IP y volvemos a realizar la operación, podremos ver como el precio ya no es el que indicaba. Esto no quita que existan sitios donde los precios varíen con respecto a la oferta y demanda de billetes, pero suelen indicarlo. Lo que es problemático es que nos la intenten colar con este tipo de jugarretas.

El mundo de la venta de servicios y productos online adquiere de manera inevitable comportamientos del mundo físico, por lo que debemos actuar en consecuencia, protegernos y utilizar el sentido común.

Suscríbete a nuestra newsletter